Antes de empezar tu dieta es importante que realices una valoración de tu estado físico.
Normalmente esta valoración está a cargo de un nutricionista o endocrino, pero nosotros desde aquí te ofrecemos una información básica para que puedas hacerla tú misma.

1. Determinar tu índice de masa corporal (IMC) o índice de Quetelet:

Se calcula dividiendo tu peso en Kg por tu altura al cuadrado.

 

IMC= peso en Kg/ [altura en metro]2

 

p.ej: si yo peso 65 kg y mido 1.65 m mi IMC será 65/1.65 x 1.65= 65/2.72= 23.89

 

La clasificación del IMC se lee de la siguiente forma:

De 20-25
Peso ideal
De 25 – 29,9
Sobrepeso leve
De 30 – 40
Obesidad
> de 40
Obesidad grave

 

En nuestro caso de ejemplo, con un índice de 23.89, es decir, dentro del peso ideal, recomendaríamos una dieta equilibrada , mediterránea, vegetariana, para deportistas, etc. pero no una de adelgazamiento.

 

2. Medición del índice de grasa corporal.
Existen varios métodos que nos permiten saber la cantidad de grasa que tenemos acumulada en nuestro cuerpo.
Te proponemos la medición de los pliegues cutáneos.

     

    P.C Tricipital: Se mide en el punto medio entre el borde inferior del acromion y el olecranon, en la cara posterior del brazo  
    P.C Bicipital: Se mide en la cara anterior del brazo a nivel del punto
    medio sobre el vientre del músculo bíceps.
    P.C Suprailíaco: Se mide en la línea media axilar por encima de la cresta ilíaca antero superior.  
    P.C Subescapular: Se mide en la zona inmediatamente por debajo del borde de la escápula.  

     

Estas mediciones de los pliegues cutáneos se realizan con unos aparatos llamados lipocalibres.

A la hora de comenzar una dieta para adelgazar de forma sana , necesitas saber de que se compone una dieta equilibrada. Nosotros te ofrecemos algunas ideas. Aquí­ encontrarás algunas ideas, puedes elegir tu menú entre cualquiera de estos:

Por último estaría bien intentar ponerte en forma y comenzar a hacer algo de ejercicio. Puedes echar un vistazo en: